Imagine She and She


Rosa
marzo 26, 2008, 9:48 pm
Filed under: Relatos, Textos, Todo

2260107630_729583c5d9.jpg

Obsesionada con esta foto, sí.  Y es que hoy tuve uno de esos días oscuros casi opacos, de esas jornadas extrañas en las que no percibes ánimo interior y en absoluto me parecía ver el cielo azul ni rosado ni verde ni violeta. Ni siquiera miré al cielo para ver qué color tenía. Hay etapas compuestas por días incoloros, en las cuales crecemos (crecer siempre nos carga de miedos y minutos dolorosos con nosotras mismas), nos reconocemos y tememos tontamente cualquier modificación externa aunque la necesitemos. Pero esas etapas pasan, se largan de puntillas cuando menos te lo esperas y volvemos a estallar en risas reflejadas en un espejo que nos devuelve la imágen de una mujer mucho más feliz, hermosa y adulta (y aniñada) que antes.

Como el agua es el agua y soy bien dependiente de ella (excepto para beberla que nunca bebo agua) fui a nadar,  me deleito con el ir y venir de mis piernas, con el aleteo de mis brazos, con mi gorro morado, sacando la cabeza para absorver todo el aire que pudiese haber allí y expulsarlo con ternura debajo del agua… Al salir toca zona de hidromasaje, donde me quedo casi dormida mientras los rincones de mi cuerpo se cubren de pequeñas burbujitas tibias y me hacen cosquillas.

Entonces salgo, ya es de noche, ni rosa ni azul ni violeta está el cielo, sino negro, plagado de estrellas que apenas diviso desde una ciudad que mide más que yo y no me deja verlas. Y a lo lejos aparece mi pareja, con una sonrisa colgando y mi pequeño Ego (mi perrito) tropezando con todo y con esa mirada despistada, ambos quieren llegar a mí, me proponen para esta noche mi cena favorita: espaguettis con nata de soja mezclada con salsa de tomate, champiñones y ajo, mientras vemos Anatomía de Grey, y para después una película alquilada de la cual no recuerdo el título.

Ego me llena de besos, mueve el rabo, ladra, exige mis atenciones, Furo (mi gatito) maulla en mi oido pidiendo igualmente una dosis de mimos-… Es precisamente en ese momento cuando veo el cielo casi fuxia, lleno de luz…

Anuncios

Dejar un comentario so far
Deja un comentario



Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s



A %d blogueros les gusta esto: