Imagine She and She


Para el 2008…
diciembre 30, 2007, 8:22 pm
Filed under: Textos, Todo, Veganismo

24may02_calf2.jpg

Mi deseo para el 2008 es que la esclavitud animal cese, que siga aumentando el número de veganos/as (100% vegetarian@s) en el mundo, que el especismo (al igual que el racismo, el sexismo o la homofobia) cuente con el mismo rechazo que otras formas de discriminación y deje de existir, que este ternero de la foto y todos los millones que son como él no tengan que separarse de sus madres y terminar con tres meses en el matadero siendo acuchillados, electrocutados y golpeados (en la producción de lacteos y carne , que todos los animales que hoy padecen un dolor inimaginable a lo largo de su vida y terminan siendo asesinados sean liberados y dejen de nacer para convertirse en simples recursos y máquinas de producción, que todos aquellos que hoy están sometidos/as en granjas de huevos, carne, lácteos, circos, laboratorios, granjas peleteras, zoológicos, acuarios, redes de pesca, piscifactorías, ruedos, tiendas dejen de ser vistos como objetos y dejen de ser esclavos.

Que en el 2008 sean más las personas que rechazan el uso de animales! Cambia tu forma de mirar a los animales.

Feliz 2008!

Anuncios


Cómo ser John Malkovich
diciembre 30, 2007, 8:09 pm
Filed under: Cine, Textos, Todo

malk2.jpg

Película dirigida por el director Spike Jonze, ganadora del Gran Premio del Festival de Cine Independiente de Deauville 1999, Mejor Guión del año para la Asociación de Críticos Cinematográficos de Nueva York, Mejor Director Novel, Mejor Actor Secundario (John Malcovich) y Mejor Actriz Secundaria (Catherine Keener) según el Círculo de Críticos Cinematográficos de Nueva York, 4 Nominaciones a los Globos de Oro: Película, Actriz Secundaria (Cameron Diaz y Catherine Keener) y Guión. Mejor Guión para la Boston Society of Films Critics. Una de las 10 mejores películas del año según el National Board of Review of Motion Pictures.

Esta historia con tintes subrrealistas y muy divertidos nos cuenta cómo un joven titiritero casado con una Cameron Díaz diferente a la que acostumbramos a ver (mucho más graciosa en esta película) consigue un trabajo en una peculiar empresa en la que descubre un pequeño tunel donde todo el/la que se introduce va directamente al cuerpo de John Malkovich. Pero lo que más me entusiasmó de la obra es la obsesión que tanto el joven como su mujer sienten hacia una compañera del trabajo de él, y lo más sorprendente, cómo una película que no trata en sí misma sobre la homosexualidad femenina puede relatar con tanto gusto y originalidad la atracción mutua y el amor entre Catherine Keener y Cameron Díaz.

Sencillamente y pese a ser un tanto excéntrica esta película me ha encantado, os la recomiendo!



Matar a un ruiseñor
diciembre 25, 2007, 4:50 pm
Filed under: Cine, Textos, Todo

mataraunruisenor.jpg

He visto esta película mil veces, me he emocionado otras tantas al ver a Atikus dialogando con la simpática Scout (su hija) sobre temas como la muerte, la bondad, la solidaridad… No obstante el otro día la volví a ver analizándola más profundamente, y pese a la sensibilidad que conllevan las escenas y la historia he podido comprobar que en aquel entonces existía la esclavitud negra y se normalizaba como hoy día se normaliza la esclavitud de los animales no humanos. De hecho el padre viudo cumple en la obra un papel tierno, inteligente y noble con sus dos hijos, incluso defiende como abogado a un hombre negro acusado de violación, y sin embargo suceden cosas claramente racistas (propias de aquellos años): una de ellas es más que evidente, tienen una criada negra, otra de ellas es que se enaltece a Atikus por defender a un hombre negro como si por ello fuese demasiado generoso, sin prestar atención alguna a los individuos afroamericanos que salen en la cinta, y por último, sucede que en alguna escena que otra los niños le preguntan a su padre el motivo por el cuál es abogado de ese hombre si es negro y el padre no les explica en ningún momento de forma clara que lo hace porque todos somos iguales ni nada parecido sino que dice que lo hace para no fastidiar a su propia conciencia. También percibo una ausencia total de la palabra racismo, cuando es supuestamente el eje central de la película que intenta “defender” a las personas afroamericanas con algunas incongruencias.

Y es que lo que hoy nos resulta del todo escandaloso o increíble (familias buenas y corrientes con esclavos en casa, personas de color consideradas inferiores) era en aquel entonces algo normal, interiorizado e incluso defendido por gentes de todo tipo. No obstante, a día de hoy la esclavitud animal supone que millones de individuos que sienten como nosotras/os se vean afectados, vivan sus vidas en granjas, circos, laboratorios, sean desprovistos de sus pieles, de su vida, de sus familias para ser simples máquinas productoras y reproductoras, simples trozos de alguienes anónimos detrás de las vitrinas, simples adornos decorativos enjaulados o metidos en peceras. Ahora se dice “pues yo tengo una vaca” como antes se decía “pues yo tengo un esclavo”. Considerar a alguien una propiedad que te da beneficios y al que explotas es sencillamente injusto, pues toda discriminación es injusta e insensata por mucho que se haya hecho desde siempre, por mucho que lo interioricemos desde la infancia.

Dentro de unos años, bastantes probablemente, nuestros nietos y biznietos verán los mataderos y las granjas como hoy nosotras/os vemos los campos de concentración nazi, como lugares de exterminio terroríficos. Lo que sucede es que somos millones (literalmente) los/as que ya vemos el asesinato y uso de animales no humanos como una barbaridad injustificable puesto que ser 100 % vegetariano, no usar pieles (cuero, lana, piel), no asistir a circos con animales dentro, no comprar entradas para ver corridas de toros, no tomar un arma y disparar contra un individuo que siente, es justo y lo contrario supone apoyar un tipo de esclavitud tan deleznable como cualquier otra.



Feliz Navidad!
diciembre 19, 2007, 2:09 pm
Filed under: sexismo, Textos, Todo, Veganismo

181230738_1ade8fc735_b1.jpg

Feliz Navidad a todos los animales no humanos que aún siguen siendo explotados y asesinados porque aunque aún no recibís el trato y la consideración justa yo no abandono en la lucha por conseguirlo, feliz navidad a mis pequeños Ego y Furo porque me alegrais la vida con vuestros juegos y vuestras travesuras, feliz navidad a quien comparte conmigo las lluvias, los truenos y los días soleados, feliz navidad a mi familia por ser tan única y estupenda, feliz navidad a mis chic@s de Igualdad Animal por ser los más trabajadores y luchadores con los animales y por ser personas justas, nobles y admirables…Feliz navidad a mis amigas/os. Y feliz navidad a todas las que visitáis este espacio y os habéis hecho vegetarianas, a las que habéis plasmado vuestras sensaciones en comentarios, a las que necesitáis la fuerza para vivir vuestra sexualidad libremente, a las que vivís en países lejanos donde ser lesbiana duele y no comprendéis mi idioma, feliz navidad.



Fiestas Navideñas veganas (100%vegetarianas)
diciembre 18, 2007, 3:17 pm
Filed under: Textos, Todo, Veganismo

carnecontomateiw3.jpg

Estas Navidades somos muchas y muchos (millones en todo el mundo) las/os que no comemos ningún producto de origen animal (pues sabemos la injusticia y el sufrimiento que genera en los animales no humanos ser explotados, asesinados y utilizados) y son muchas y muchísimas las delicias veganas que nos esperan para cocinar…Ñam Ñam…Esta ilustración (seitán con patatas) es de http://www.eldelantalverde.wordpress.com (recomiendo este sitio!!), espacio donde hay miles de recetas exquisitas 100% vegetarianas para todos los gustos y sabores. Lugar que recomiendo porque todo lo que propone es sabroso, rico y atractivo a la vista. Y es que las/os vegetarianas/os comemos mil cosas deliciosas, variadas, completas que a menudo se ignora (la gente tiende a relacionar a los vegetarianas/os con gente que solo come lechuga!). Desde que soy vegana el repertorio de mis platos se amplió considerablemente, aumentando al mismo tiempo la paleta de colores, olores y sabores. Y sobretodo, lo que más me convence es que desde que soy vegana el placer que obtengo al disfrutar de las comidas no perjudica a ningún animal no humano, en absoluto, es la mejor y única forma de respetar verdaderamente a todos los animales.



El amor incondicional
diciembre 13, 2007, 8:51 pm
Filed under: Relatos, Textos, Todo

love-tostada.jpg 

Y el amor nace, así de repente, incandescente, fosforescente, iridiscente, enreversado, sutil, extraño, edulcorado, tierno…Permitiendo a la estructura emocional desplegarse, desordenarse, revolverse. Succionando las paredes y espacios retorcidos de nuestra razón para bloquearla. Espolvoreando palabras, miedos, sueños, sensaciones por encima de la piel, por debajo del iris, sobre las pestañas, en las yemas de los dedos…

Y nadie debe ni tiene el derecho de juzgar, etiquetar o murmurar sobre el amor de otro/a u otros/as por ser dos hombres o dos mujeres quiénes se besan, acarician o miran de soslayo, ya que evidentemente en nada le incumbe, porque de puertas adentro y de puertas afuera el amor (el real) es indescriptiblemente apasionante, dulce, sexual, íntimo, sugerente y maravilloso. Se puede amar de mil formas, ante diferentes estímulos, con una sonrisa o con otra. Pero nadie podría describir ni delimitar el significado exacto de la palabra ni sus consecuencias.

(Dedicado a todas las que aún no han sentido el impulso, la seguridad o el empuje de vivirse plenamente en todos los sentidos)



No es por capricho
diciembre 13, 2007, 8:34 pm
Filed under: sexismo, Textos, Todo, Veganismo

cow.jpg

No es por capricho, ser vegana (100 % vegetariana) no es por capricho, ni una elección personal, ni una decisión al azar como si se tratase de vestirme con una falda verde o gris, ni una forma de sentirme mejor conmigo misma, ni una vía para mantener mi delgadez, ni una postura de izquierdas ni de derechas,ni una forma de ser ecologista, ni una muestra de mi feminidad, ni una señal de mi sensibilidad, ni significa que me encanten ni me dejen de encantar los animales, ni es algo arbitrario ni intrascendente.

Ser vegana es sencillamente mirar por ellos, por los animales no humanos que cada día mueren gaseados, golpeados, acuchillados, electrocutados, despellejados y un interminable etcétera que estremece a cualquiera con dos dedos de frente. Si todos y cada uno de nosotros/as viésemos lo que sucede detrás del uso de pieles (pelo, lana, cuero…), de los huevos, la leche, la carne…Dejaría inmediatamente de demandar sus cuerpos, sus productos, su agonía, su dolor.

Ningún animal (humano y no humano) es feliz siendo asesinado, vendido, explotado.

Hemos interiorizado desde niños/as que asesinarles, comerles, usarles, arrancarles su piel, encerrarlos en un zoo, amaestrarlos (a base de latigazos, descargas y retiradas de comida), pescarles, robarles a sus hijas/os, venderles, abandonarles es algo tan natural, tan inofensivo como hace unos años se pensaba del sexismo, de la esclavitud humana o del pensamiento homofóbico.

La abolición de la esclavitud animal empieza por mí (y por cada una de nosotras/os).